12/2/09

Qué hacer para crecer - Denise Dresser

El problema de la crisis económica mundial ha dejado al descubierto el engendro de capitalismo mexicano en donde los monopolios, duopolios, oligopolios y sindicatos se hacen cargo de usar al estado para beneficiarse. Ahí tenemos a Televisa, Telmex y TV Azteca violando las leyes mexicanas, burlándose de la clase política y explotando el jugoso negocio de las telecomunicaciones.
El estado mexicano es un estado debilitado y aletargado bajo las argucias de la clase en el poder que verdaderamente gobierna de facto al país. Las soluciones generales son siempre las mismas: ¿cómo desarrollarnos?. Denis Dresser plantea la verdadera respuesta, la cual es en absoluto económica sino política: destruir los cuellos de botella que han creado los beneficiarios del poder para evitar la competencia, domesticar a las bestias económicas que se han acostumbrado a sacar grandes botines del país, y transitar hacia un posible capitalismo democrático.

A continuación agrego el discurso integro de Denis Dresser, doctora adscrita al ITAM, con cada una de las palabras que ponen en evidencia la situación del país.

Texto del discurso



Segunda parte
Tercera parte

2 comentarios:

Bayo dijo...

Hola:

Los crímenes que se nombran en esta entrada, cometidos por las corporaciones, son, para mi, los peores que se pueden cometer. Sencillamente, porque estos crímenes afectan a la humanidad completa. Por esto último, me parece que los castigos deberían ser los máximos. Sin embargo, en los paises (principalmente los subdesarrollados) se trata infinitamente mejor a estos delincuentes de "cuello y corbata" que a los simples delincuentes callejeros.

Saludos.

Bayo

carlosdu dijo...

Totalmente deacuerdo con lo que dices, la premisa número uno de los derechos humanos es una vana ilusión: la igualdad de todos los hombres es una parodia de lo que en realidad pasa en el mundo, las enormes desigualdades entre quienes mantienen el monopolio del poder y quienes lo soportan.

Se produjo un error en este gadget.